Skip to content

La cultura en «perpetual beta»

El concepto de «perpetual beta» se comienza a utilizar recientemente en relación con el proceso de desarrollo de software, haciendo referencia a sistemas inacabados o en fase de pruebas («betas») que se acaban convirtiendo en el estado habitual del producto, como consecuencia del incremento de la participación de multitud de personas que propicia la web 2.0 y el movimiento comunitario del software libre.

El concepto aplicado generalmente al ámbito del desarrollo de software tiene un interés mucho más amplio desde el punto de vista del análisis social y refleja de manera concreta el sentir de una época que podrí­amos decir tiende a la «beta perpetua», una cultura sometida a un nivel de cambio y complejidad que convierte en inútil o al menos desfasado el concepto de obra cerrada o definitiva y redefine el concepto de «creación».

El concepto de «beta perpetua» es una manifestación de la futura (¿actual?) era del remix en la que comenzamos a sumergirnos, las obras y creaciones están en continua fase de reelaboración, deja de existir el concepto de obra cerrada, las obras y creaciones están en continuo remix y por tanto nunca son definitivas, los modelos de copyright y protección de las obras basados en la privación se convierten en caducos y aparecen modelos más flexibles y menos restrictivos.

Tim O’Reilly habando sobre las «beta perpetuas» dice «Users must be treated as co-developers», frase que encaja no sólo en el ámbito de desarrollo de software en el entorno de la web 2.0, sino que define también el proceso de desarrollo de la creación cultural de una época carecterizada por la masiva cantidad de imágenes, videos, textos y herramientas para su tratamiento, convirtiendo como eje del proceso creativo la capacidad de remezclar y filtrar las obras ya existentes. Una fotografí­a tendrá tanto valor por ella misma, como por sus diferentes usos dentro de collages o en las diferentes transformaciones que diferentes individuos realicen sobre ella, una escena de una pelí­cula, podrá aparecer en otras miles siendo continuamente redefinida por su contexto, los diferentes fragmentos escritos serán reordenados de miles de maneras diferentes creando nuevas obras en una «Rayuela» infinita.

2 Comentarios

  1. Gracias por ese enlace. Es bastante interesante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *